BALE ES YOKO ONO

Anuncios

Cuando Alfred Hitchcock hizo el sensacional metraje "Falso Culpable" sólo trataba de reírse de sus enemigos, que confundían cine con realidad. Algunos "palmeros" de Casillas, de los agentes o intermediarios españoles, que desde luego quieren castigar a Florentino Pérez por la salida del "ángel caído" han encontrado en Bale ese "falso culpable", como aquel pobre Manny (el gran Henry Fonda) de la película de Hitchcock. 

            El caso Bale se ha convertido en un esperpento, en las "galas del difunto" de Valle Inclán. Definitivamente, Bale es el culpable de que se fuera Casillas, de que echaran a Ancelotti ,de que no renovara Ramos, de que Benítez tenga una plantilla asombrosamente desequilibrada. Bale es el nuevo Yoko Ono en el Real Madrid. Bale es además culpable de que el Madrid deje ser el mejor conjunto del mundo, como eran los Beatles. Puede llegar a ser hasta el "hombre que mató a Manolete", aunque en realidad fue un toro. 

            En el delirio más ridículo, esperpéntico, un "gurú" que asegura saber mucho de fútbol, con "garabatos tácticos" pueriles e infantiles, que no da ni una, asegura que Bale es el culpable de que Ronaldo, Jesé, Isco, James y hasta el difunto Puskas no hayan metido ni un sólo gol. Las argucias infantiles van en el carro de afrentas y ataques al "constructor"  que decidió no cederles una promoción, al parecer, una manta con el escudo del Madrid.

            Resulta que Bale, que también mató a Trotsky, es el gran culpable de que Ronaldo haya iniciado su peor temporada desde que está en el Madrid. Y es que como Bale juega de "media-punta",  le "roba espacio" a ese dios de sainete llamado Ronaldo. Es de risa. 

            Ronaldo, desde enero de este mismo año, es una caricatura de sí mismo. Sólo golea a equipos de paños menores y ha perdido velocidad, toque y profundidad. No se va de nadie y ha perdido esa fracciones de segundo tan decisivas en un goleador. Ronaldo es el propio ocaso de su ocaso. Además, la orden de Benítez es que Ronaldo juegue en la posición que quiera, al igual que Bale. Bale no juega de media punta. Ni tampoco mató a Bob Marley. Pero los garabatos del ínclito gurú nos demuestran lo contrario. Me entra la risa. 

            Bale tiene también culpa de que no hable con nadie, con ningún periodista. Es "un galés estúpido", que no aprende español, que tiene un agente muy raro, que sólo sabe hablar inglés y que no les da información a estos "policías" del "falso culpable". 

            Como Bale no puede defenderse por cuestión del idioma, desde que llegó ha tenido hernia, una pierna más larga que la otra, le han atacado hasta decir que "no sabe jugar al fútbol", que es un "burro de la minería galesa". Ahora, al tercer año, arrecia más la campaña sobre Bale, ya que ven a Florentino Pérez más debil tras los casos Ancelotti, Casillas, Ramos y Ronaldo. Justo los cuatro protagonistas favoritos de los palmeros, los mismos que vieron cómo sus "jugones", con el hipócrita técnico italiano, no ganaban nada, absolutamente nada. Pero la culpa era de Bale. Como Yoko Ono también tuvo la culpa de que perdiéramos a los Beatles. Es el "japonés" del Real Madrid, el Manny de Hitchcock. 

           

0
0

POSTS RELACIONADOS

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Los comentarios están cerrados.