ZIDANE, EL SUMO SACERDOTE DE LA SUERTE

Anuncios

spain_soccer_champions_league-0c56c_20160914211530-km0d-980x554mundodeportivo-web

La herradura de la suerte de Zidane estuvo eléctrica y acientífica, porque sólo funcionó en los últimos minutos del lance, cuando otro entrenador más, el excelente Jorge Jesús le había dado una lección táctica y estratégica soberbia e inaudita si se comparan las plantillas.
Pero Zidane le da lo mismo. Sabe que le funciona la falacia del jugador, en grado superlativo. Le importa un pito que le bailen Celta, Osasuna y, desde luego, un magníficio Sporting de Lisboa, que ya al descanso mereció irse con ventaja.

Pero, ¿que ocurre?. Pues que al final Zidane, como la superstición de los chinos, ha comprado las direcciones postales de la suerte. Eso sí, con ayuda del trencilla casero italiano, que estuvo todo el partido castigando a los lusos y se sacó de la chistera la falta que logró que Ronaldo marcara de falta. Decía Di Stéfano que con un jugar en un costado y sólo con la ejecución de las faltas podía haber aguantado hasta los cincuenta años. Por ese camino va Ronaldo. El Madrid juega con dos menos . Es decir, sin El ínclito “balón de oro” y el desastre de Benzema, que no está ni para jugar en el Castilla, aunque Zidane sea su padrino. Para colmo, a Bale le dejaron cojo y se tuvo que ir.

Morata hizo un gol de mucha suerte, pero fundamental para su destino. El sacerdote del azar lo bendijo , con el centro de James, que juega bien, cuando el Sporting ya no podía con las botas , ya que había hecho un esfuerzo descomunal, que además pagó carísimo, con el dedo en el ojo del árbitro.

20160914-636094843286826425_20160914211446-km0d-980x554mundodeportivo-web
Francamente, el Sporting no mereció semejante resultado. Jorge Jesús ofreció un recital de como se juega con las líneas juntas, como se juega con buena velocidad de balón. Como cada jugador conoce su misión y todo parece como una pequeña orquesta soberbiamente afinada. Impresionantes centrales Coates y Semedo. El epicentro Carvalho es impresionante. Dobla en personalidad y a Casimiro. Sólo se puede decir que ni Campbell ni Dost son los delanteros que necesita el Sporting. Y si encima Rui Patricio es una estampa tan sólo, el Madrid te mata con la herradura de la suerte de Zidane, como si fuera esta un “boomerang”.

Pero, francamente, el Sporting tenía muy estudiado al Real Madrid. Tampoco es difícil, pero es un serio aviso de que le va a costar ser primero en este grupo. Esperemos una vez más al sumo sacerdote del azar, mientras que aprenda que con la BBC tiene un grave problema. De momento. El Borussia metió seis en Varsovia y me parece soberbio. Zidane ha declarado sus principios con este equipo que considera de “gala”. Pero no lo es. Que lo piense dos veces. No se puede ganar siempre en el último segundo o por penaltis. Aunque la bilis de los antimadridistas está segregada por medio mundo.

2
0

POSTS RELACIONADOS

Los comentarios están cerrados.